¿Es mejor comprar casas por internet o en persona? #infografía

¿Es mejor comprar casas por internet o en persona?

¿Es mejor comprar casas por internet o en persona? #infografía

Es común dudar sobre cuál es el mejor camino u opción para adquirir una vivienda. En http://www.citymax-sv.com te damos algunos consejos para comparar y analizar si es mejor comprar casas por Internet o en persona cuando buscas apartamentos en venta en El Salvador.

Los números

En la actualidad el mundo del marketing ha arropado todos los ámbitos y el sector inmobiliario no se ha escapado de ello, aunque se haya caracterizado por ser tradicional. El 95 % de los compradores realizan búsqueda por Internet antes de visitar las propiedades que les llama la atención.

Otro aspecto a tomar en cuenta es que los vendedores prefieren hacer la transacción directamente y evitar pagar las comisiones de los intermediarios. Lo que ha influido en la cantidad de inmuebles que puedes encontrar en la web.

Las publicaciones pueden presentarse de diferentes maneras. Como en alertas de correo electrónico, criterios de búsqueda y geocalización. Entre las recomendaciones más importantes está escoger un portal web seguro tanto para comprar como para poner a la venta un inmueble. Uno de los indicadores de que el sitio es confiable para vender casa por Internet es la cantidad de anuncios que tiene.

Además, la página debe estar activa, enviar correos, hacer publicaciones periódicas y contar con boletines de noticias, para reflejar dinamismo. También se apoyan en videos, fotos y redes sociales. El objetivo es utilizar todos los canales posibles junto a los portales online, blogs, Twitter, Facebook, YouTube, Flickr o Instagram. Recordemos que cada una de estas redes tiene su propio público.

Al poner una casa en venta por internet los dueños o intermediarios deben colocar un precio justo. Hay que establecer una relación calidad-precio para no ahuyentar a los clientes, así como adaptar el costo a la situación del mercado. Los primeros 30 días son los cruciales para vender casa rápido, porque es un anuncio fresco.

Hay que definir cuales son los clientes susceptibles a comprar, así llegará más rápido al potencial comprador. La idea es enfocar la estrategia publicitaria en las características de la propiedad y el idioma.

Otra recomendación es destacar el anuncio, incluir imágenes que den la mayor referencia de la casa. Mientras más fotos es mejor, con buen encuadre y calidad. Es el primer contacto que se tiene con el comprador.

La sinceridad es positiva debido a que genera vínculo con el interesado en la compra. Es necesario evitar no colocar la dirección exacta o cambiar la distribución a última hora para ampliar los alcances de búsqueda.

¿Es mejor comprar casas por Internet o en persona?

Una de las principales características de comprar una casa online es que muchas veces el trato es directamente con el propietario. Ellos te pueden dar mucha información sobre las ventajas y desventajas de vivir en el lugar. Datos que son relevantes para el cliente. Aunque un agente de bienes raíces responsable también buscará esta información para ti.

Con los recursos de fotografía la casa puede parecer más grande de lo que en realidad es. Si el propietario usa un profesional en esta área, este puede recurrir el lente gran angular para que las áreas se vean más amplias y a los diferentes softwares para modificar las imágenes.

Con el procesamiento de imágenes HDR el inmueble puede parecer nuevo. Asimismo, proyecta un ambiente pacífico, los anuncios distraen de este tipo de detalles. La intención es convencer al comprador por la vía visual y acercarlo lo más que se pueda a la vivienda.

Asimismo, usar la tecnología le da al posible comprador reunir la mayor información sobre la casa que busca. De esta manera reduce el tiempo de búsqueda y facilita el proceso de compra. Aparte de que no tiene costo el visitar las páginas especializadas y compara los precios y características.

Los compradores buscan anuncios que tengan mayores descripciones sobre el estado de la casa. Pero los sitios mostrarán información positiva del inmueble, pocas veces los defectos. La puesta en escena es otro factor importante. La decoración adecuada da la sensación de tranquilidad, destaca por encima del resto y provoca un efecto emocional en el cliente.

Forma presencial

Aunque Internet ha supuesto un cambio en la compra, venta y alquiler de inmuebles en los últimos 20 años, la visita del cliente a la vivienda sigue siendo un factor determinante para concretar la venta.

Los portales no aceptan pagos, los refieren al personal contratado para elaborar el contrato y  hacer los diversos trámites financieros. Aunque quedó atrás la búsqueda de carteles de venta o apartamento en renta o revisar los clasificados en la prensa. La decisión final se tomará al ver directamente la casa o apartamento.

Es poco factible que el futuro comprador corra el riesgo de no visitar la vivienda. Por ello el vendedor debe convencerlo de que todo lo que ofertó es real. En el anuncio solo muestra los puntos fuertes del inmueble.

Los visitantes generalmente se sorprenden del tamaño de la casa o apartamento. Con las publicaciones online tienen otra percepción. Un comprador que vaya a examinar el lugar en persona percibirá los posibles malos olores, moho y problemas del alcantarillado. Es preciso que los vendedores al menos tengan el lugar limpio y libre de olores molestos, sobre todo los de mascotas.

Los compradores no tienen forma de saber por Internet si el vecindario es o no seguro. Por lo que se les sugiere pasar un buen rato en el sector para verificar este aspecto.

Consejos para el cliente

Con la simplificación de la búsqueda de casas en sitios web hay una serie de elementos que se deben tomar en cuenta. A la hora de adquirir el inmueble el comprador tiene que tener claro dónde quiere vivir. Debe centrarse en una o dos zonas para reducir la averiguación.

El dinero del que se dispone marca la pauta. A partir de este punto se estudia la oferta de manera realista. Todo esto lleva a la búsqueda concreta, centrar la atención en los detalles que aportan los portales. La ubicación, número de habitaciones, la superficie total, hasta si dispone de garaje o no.

Saber el costo real de la vivienda es beneficioso. Se puede tomar como referencia el precio del metro cuadrado de inmuebles con igual superficie de la zona. Mientras que, la paciencia no está demás en estos casos.

Hay que tomarse el tiempo, en el proceso de indagación las preferencias pueden cambiar y encontrar una vivienda perfecta puede llevar más tiempo del previsto. Es una gran inversión y por eso hay que ser cauteloso, precipitarse trae consecuencias negativas.

El comprador debe asesorarse. Pero la decisión final no la puede dejar en manos de otra persona tras conocer lo positivo y lo negativo de la propiedad. Tampoco puede fiarse con ofertas increíbles, cuando tienen 10 % por debajo del precio comercial es señal de peligro.

Para mayor seguridad nunca se debe dar dinero para visitar una propiedad, ni depósito para apartarla a menos que sea una Agencia Inmobiliaria conocida que respalde la situación. Al momento de ir a ver la casa o apartamento hay que acudir acompañado y en el día y el dueño debe ser 100 % localizable.

También hay que corroborar que sea el dueño solicitándole una copia del documento de propiedad y acudir al Centro Nacional de Registros (CNR). En caso de que el trato no sea directo con el propietario, se solicita referencias del vendedor. Lo mejor es que sea parte de una empresa inmobiliaria de buena reputación.

Empresas certificadas

Frente a un sector competitivo como es el mercado inmobiliario los propietarios han optado por publicar mediante empresas que certifican los documentos. Verifican la identidad y propiedad para garantizarle a los posibles clientes que la oferta no es un fraude. Con esto abre el camino para una negociación segura.

Opciones de alquiler

El alquiler es otra alternativa que ofrecen los portales inmobiliarios. Las posibilidades de encontrar una vivienda por esta vía es muy amplia. En algunos portales el futuro inquilino puede averiguar si el precio es justo y la búsqueda la realiza por imágenes de satélite.

En este caso, al igual que en la venta, los anuncios deben contener la mayor información posible y tener varias imágenes y videos del lugar. Así los potenciales inquilinos se pueden imaginar viviendo en el.

A esto hay que agregarle el multilenguaje para facilitar la comunicación de posibles clientes extranjeros. Otro elemento importante es que se actualice la disponibilidad y usar métodos antifraude. Las estafas han aumentado considerablemente, por ello hay que publicar en páginas que verifiquen que el anuncio sea fiable.

Asimismo, garantizar la seguridad en el pago es vital. Uno de los métodos usados es el reembolso seguro de 24 horas. Se transfiere el dinero de la reserva al dueño 24 horas después de la entrada del inquilino, aunque no todos los sitios especializados ofrecen garantías. Es por eso que uno de los métodos más infalibles es concretar la operación cara a cara.

Una de la reglas de oro al alquilar es conocer previamente los derechos y obligaciones que se obtienen con la firma del contrato. Los mismos deben estar plasmados en el documento para evitar futuros conflictos. El arrendatario tiene que asegurarse que el arrendador deposite la fianza para no perder el depósito. El monto no debe superar los equivalente a tres meses de renta.

Esperamos que con esta información se hayan aclarado muchas dudas sobre si es mejor comprar casas por Internet o en persona. En caso de que quieras vender o alquilar tu vivienda contáctanos para asesorarte y darte a conocer nuestros servicios.

comprar casas por internet o en persona #infografía

Fuente infografía

No hay comentarios

Publica una respuesta